De copa en boca: Zerberos Arena 2009

vinedos Zerberos

Proyecto Cebreros

El proyecto de Dani Ramos se inicia en el año 2005 cuando el viticultor hispano-australiano y Pepi San Juan fijaron su objetivo en las viñas centenarias de garnachas situadas en la zona de Cebreros (Ávila). En el 2008 amplían sus objetivos a viñas de las zonas de El Tiemblo y El Barraco, también en la zona avileña de Gredos.

Lo mejor será que nos los cuente él:

Viñas de más de 100 años asentadas sobre suelos de arena granítica y esquistos de pizarra y a altitudes que van de los 750 a los 950 msm.

En el año 2013 cuentan con su propia bodega en la población de El Tiemblo, dentro de la antigua cooperativa, con el fin de elaborar sus vinos marcados por la personalidad de los distintos terruños de los que provienen y conjugando técnicas antiguas y modernas siempre desde el respeto a la pureza del vino que desean obtener y alejado de toda influencia externa.

Zerberos Arena 2009

Este vino se ha realizado con las uvas de las fincas de suelos de arena granítica de Llano Toledo, de viñedos de en torno a 100 años de edad, podadas en vaso y a 850 msm.

Zerberos Arena 2009 etiqueta

El rendimiento de producción fue de 1000 g por planta(1400 kg/Ha – 1000 li/Ha). Realiza la fermentación maloláctica en barricas y un envejecimiento en barricas de roble francés de 225 de segundo y tercer año durante 12 meses. Se embotellaron sólo 832 botellas. 14,9% vol. PVP 42,00 €

Cata:

Bonito color rubí abierto de color con reflejos en abanico que van del atejado al anaranjado. Capa baja y lágrima fina y densa.

Aromas marcados por notas de fruta roja (fresa) en licor acompañdas de sutiles aportes de canela, minerales (granito), plantas aromáticas (lavanda, tomillo) y toques terrosos. Complejo y sin defectos. Elegante nariz.

Zerberos Arena 2009 en copa

En boca nos encontramos con una excelente acidez y un tanino propio de la uva que te deja cierta sequedad entre las encías. Retronasal con un “deja vu” de apuntes de fresa y notas terrosas y minerales.

Sedoso, cálido y ligeramente licoroso. Distinto, atípico y fuera de toda clasificación.  Largo en boca y con excelentes sensaciones finales. Vino marcado por una doble personalidad: la fijada por las castas y el terruño del que nacen y la propia del autor en la consecución de un vino alejado de influencias externas. Busca la pureza y la ha encontrado en este Zerberos Arena.

¡Salud y buen vino!

 

De copa en boca: Viña Marisa 2014. Crowdfunding para salvar una viña.

Juan Luis Beltrán Martín

El proyecto:

Hace cuatro años y gracias a la web de crowdfunding www.verkami.com tuve noticias de un proyecto capitaneado por Juan Luis Beltrán Martín, asentado en la población de Hoyos de Pinares en el SE de la provincia de Ávila, que tenía como finalidad rescatar de una muerte segura una parcela de 0,5 ha. de viñas de viejas garnacha que iba a engrosar la lista de las 500 ha. que se habían perdido en los últimos años. Ya hablé del crowdfunding en un post hace dos años, por si necesitan información al respecto.

Viñas de garnacha olvidadas

La idea no sólo me pareció atractiva, sino valiente y pensé, como otros tantos enochalados, que merecía la pena ayudar a salvar parte de nuestro patrimonio vinícola tan duramente castigado.

De este proyecto nacería un vino único, Viña Marisa 2014, con apenas 1.150 botellas.

Abriendo mortero a las viñas

El vino

En septiembre de 2014 se realizó la vendimia de la que se recogieron unos 1.500 l. La uva se despalilló y encubó en depositos de acero inox. de 750 litros.
No se realiza pie de cuba, realizando la fermentación expontáneamente.

Después de despalillarla, maceró por espacio de 6 días antes de arrancar la fermentación alcohólica de forma espontánea, la cual se mantuvo por espacio de 28 días, con buenas temperaturas de fermentación, teniendo que usar frío solo por espacio de unos pocos días, y nunca sobrepasando 25 grados de temperatura.

Garnachas

Hizo la maceración post fermentativa y el sábado 1 de noviembre se prensó y pasó a barrica, 3 de 300 litros y 1 de 225 litros.

Crianza en barricas
Realizó una crianza de 12 meses en barrica de roble francés usada de 300 l. y se embotelló el 22-11-2015

Embotellado el 22-11-2015

La cata: Viña Marisa 2014

Bonito color picota de capa media y menisco carmesí acompañado por una lágrima fina, densa y ligeramente tintada.

Aromas con claro protagonismo de las notas de fruta roja madura que se conjuntan con aportes balsámicos y sutiles apuntes minerales y torrefactos.

Ataque fresco en boca en la que refleja buena acidez y un excelente equilibrio acidez-alcohol (no olvidemos que cuenta con 15% vol.). Tanino sedoso “marca” de la garanacha y goloso, que hace de él un vino elegante. Trago largo, envolvente y con muy buena estructura.

Viña Marisa 2014 Hoyanko

Retronasal en la que las notas de fruta-balsámicos-minerales predominan en un vino redondo.

Realmente bueno y para disfrutar de inicio a fin. Reivincación de casta y suelo, de terruño. Por cierto, uno que es previsor, se hizo con algunas botellas que fueron algunas regaladas y otras para seguir disfrutando y viendo la evolución del vino a lo largo del tiempo.

¡Salud y buen vino!

Fotografías:  Cabecera de Pepe Franco / FOTOVIN, Juan Luís Beltran Martín y autor.

Còsmic Confiança 2015

Còsmic Vinyaters es “una filosofía de cuidar viñas y hacer vino”.

Còsmic Confiança 2015 está elaborado por Salvador Batlle, “alma pater” del proyecto, en tierras del Ampurdán desde que estableció su bodega en Agullana, un pueblo situado en la zona occidental de la sierra de la Albera muy cerca de la Junquera.

Viñas en Cosmic Vinyaters

Salvador centra su trabajo en la tierra y las viñas bajo un orden biodinámico con la finalidad de elaborar vinos monovarietales en la búsqueda de la pureza y la integridad.

La intervención del hombre es mínima manteniendo el máximo respeto por la natureza e intentando devolver a la zona aquellas castas olvidadas y a punto de la extinción como esta garnacha roja o la cariñena blanca, que en su momento fueron sustituidas por variedades foráneas como cabernet sauvignon, chardonnay o merlot.

Viñas en Cosmic Vinyaters

“Nuestro camino creativo se centra en hacer vinos integrales y puros, siempre partiendo de una sola variedad de uva (pureza sobre pureza), con la mínima intervención y el máximo respeto por el origen natural y energético de la uva, la tierra, el clima y el espíritu de la persona que hay detrás, que hace uso de técnicas de limpieza energética, geometría sagrada y vibraciones sonoras para la armonización del espacio, las personas y los vinos.”

El vino.

Confiança está elaborado en un 100% con uvas de garnacha roja (lledoner roig) procedente de viñas Viñas viejas de 60 años cultivadas en cultivo ecológico con criterios biodinámicos sobre suelos calcáreo-arenosos. 12,5% vol.

La vendimia se realiza de forma manual siguiendo el ciclo biodinámico. La fermentación espontánea tiene lugar en ánforas de arcilla y posterior crianza sobre lías en depósito y ánfora durante 2 meses.

Ánforas de barro de Cosmic Vinyaters

Vino natural sin sulfitos añadidos.

Producción total 1.340 botellas. PVP sobre 15 €.

La cata:

Cosmic Vinyaters Confiança

Presenta un llamativo color entre un rosa palo y piel de cebolla con ciertos reflejos cobrizos. Atractivo.

En fase olfativa se muestra muy expresivo, conjuntándose las notas terrosas con el aporte de la fruta roja y puntas cítricas.

Catando Cosmic Confiança 2105

En boca tiene un ligero aporte carbónico que le dota de un paladar fresco y sabroso. Muestra buena acidez y un trago fresco y aromático de mediano recorrido muy agradable. Mantiene una untuosidad y una retronasal en la que mantienen el protagonimo los apuntes olfativos de tierra y fruta.

Los que hayan tenido la oportunidad de asistir este domingo, día 19 de febrero de 2017,  a la Feria Vella Terra en Barcelona, habrán podido descubrir los vinos de Salvador. ¡Afortunados!

Para el resto, entre los que me encuentro, tendremos que esperar un poco más en disfrutar con sus elaboraciones, así que tomen nota en su agenda para hacerse con alguno de sus vinos… y nos cuentan sus impresiones. Ya saben que están en su blog. Seguro que indiferentes no se van a quedar.

¡Salud y buen vino!

Fotos: Còsmic Vinyaters y autor.

Vera Vides 2015, el “hermano pequeño” de Magna Vides

Podemos decir que Vera Vides 2015 es el pequeño de la familia de los vinos tintos elaborados por Andrea Sanz y Pablo Arranz, un proyecto vinícola, Magna Vides, que desde 2005 desarrollan en La Aguilera, en la Ribera del Duero Burgalesa, centrando el protagonismo en el terruño y en la recuperación de castas de más de 80 años, y un tanto olvidadas, como la garnacha blanca y tintorera, albillo mayor, bobal, pirulesa o alarije, entre otras, bajo una agricultura sostenible y ecológica.

Vera Vides 2015

Vera Vides 2015 está elaborado en un 95% con tempranillo y un 5% de garnacha. La crianza la realiza en barricas de roble durante 9 meses.

La cata:

En vista muestra un precioso y llamativo color picota madura con un ribete cardenalicio. Lágrima fina y lenta que tintan ligeramente la copa. Muy atractivo.

Nariz marcada por el claro predominio de la fruta negra y roja, y notas florales muy bien conjuntadas con el aporte de la crianza apenas perceptible, pero juganto su papel en un segundo plano. Sutiles toques balsámicos y terruño muy matizados acompañados por sensaciones vegetales que le aportan frescura. Elegante.

Boca con perfecto equilibrio entre acidez y alcohol. Tanino goloso, sedoso y pelín secante -no en vano acaba de salir y necesita pulirse con el tiempo en botella-. Muy buen paso de boca, largo, envolvente, con cuerpo y estructura y a la vez fresco.

Retronasal rica en matices (fruta, regaliz, flores, toques vegetales y de terruño). Largo y con un claro protagonista que se hace notar: su equilibrio.

Me ha gustado. Lo temía más duro, pero es pura seda con una acidez propia de la uva y del año. No le pidamos a la naturaleza lo que no puede dar. Un vino en la que la viña habla y en el que destacaría su equilibrio, la sedosidad y el excelente trato de la crianza, apenas perceptible. Hecho para disfrutar desde ya, aunque habrá que recatar con cierto tiempo porque estoy seguro que dará lo mejo de sí con un poco de descanso.

Fotos del autor y la de cabecera de http://concdecasa.blogspot.com.es

Norrel Robertson: el Escocés Volante

¿Quién es Norrel Robertson?.

Norrel Robertson

Tuve el placer de conocer personalmente a Norrel hace ya unos años en una visita que hizo a Salamanca con su familia con el fín de conocer al “enochalado” que le había llamado por teléfono unos meses atrás para pedirle unos vinos de su Manga del Brujo para la carta de vinos del restaurante familiar. Persona afable, cercana y comunicativa con la hace que el tiempo se paraliza al hablar sobre el mundo del vino.

Norrel Robertson fundó la empresa El Escocés Volante en el año 2009. En el 2003, fue contratado por International Wine Services para dirigir diferentes proyectos en el Sur de Francia y por toda España; por este motivo escogió Calatayud para establecerse, ya que uno de los proyectos se iba a desarrollar allí y era el lugar más céntrico a la hora de desplazarse de un lado para otro. Una vez allí se enamoró de la zona, la climatología y, sobretodo, de la excelente calidad de los viñedos y decidió hacer sus propios vinos y una consultora enológica.

Puso a su empresa el nombre de El Escocés Volante, no sólo por su origen escocés, sino también por su condición itinerante como consultor de numerosas bodegas españolas. Es uno de los 343 Master of Wine del mundo, licenciado en Políticas y Relaciones Laborales por la Universidad de Aberdeen y cuya introducción al mundo del vino fue como comercial en Oddbins, tienda de vinos en esta ciudad escocesa, aunque posteriormente tuvo su propio negocio en Londres. Así fue su vida antes de sumergirse profundamente en el estudio del duro y prestigioso programa de The Institute of Master of Wine y descubrir que había encontrado finalmente su verdadera vocación, el trabajo en la bodega. Para rematar sus estudios, hay que añadir un Postgrado en Viticultura y Enología, realizado en el New Zealand Lincoln Collage, así como una larga experiencia práctica en bodegas de las principales zonas vitivinícolas del mundo.

¿Por qué Calatayud?

Viñas viejas en Calatayud

Norrel busca sobre todo aprovechar al máximo el tremendo potencial de una uva Garnacha asentada en terruños de viticultura heróica, que llegan incluso a los 1.100 m.s.m. y que cuenta con un clima y unas condiciones idóneas para la elaboración de vinos marcados por una clara personalidad de casta y terruño.

Los viñedos de Calatayud tienen como singularidad que, además de su antigüedad fomentada por la costumbre de no arrancar la viña hasta que dejara de producir uva, tiene un clima continental extremo al que están sometidos. En el largo ciclo de maduración, entre verano y otoño, las temperaturas pueden variar hasta 20 grados en un día. Estos cambios bruscos combinados con la poca lluvia, las viñas viejísimas de Garnacha situadas a gran altura y un terruño único hacen que las elaboraciones de Norrel sean muy singulares y personales como tuvimos ocasión de descubrir en nuestra cata de la que os hacemos partícipes a través de los comentarios sobre los vinos.

Los Vinos:

The Cup & Rings (La copa y los anillos). D.O. Rias Baixas.

The cup & Rings 2013

Como homenaje al pueblo celta, la etiqueta representa un antiguo relieve prehistórico tallado en piedra encontrado en zonas de Galicia (pedra do cribo) y tamibén en su Escocia natal probablemente tomado por los antiguos celtas de las islas británicas siglos atrás y que representa algún tipo de culto a los elementos.

Elabordo en un 100% con uva albariño de la zona del Salnés. 12,9% vol. Acidez total : 6,21 gr/l y un PH de 3,37. PVP 14€

La mitad del vino realizó la fermentación maloláctica para añadir complejidad y cremosidad a la mezcla. El vino fue envejecido “sur lie” (sobre lías) con agitación en un tanque por un período de 24 meses antes de la filtración y el embotellado:

Cata:

Amarillo con irisaciones verdosas. Lágrima fina y densa. Untuoso en agitación.

Nariz con aportes de fruta amarilla, toques anisados y sutiles minerales conjuntados con notas cítricas, tomillo, laurel y pétalos de rosa. Elegante y comlejo.

En boca se muestra largo, sabroso, elegante y con una muy buena acidez. Retro compleja en la que las notas olfativas vuelven a retratar ese abanico de aromas con cierto predominio final del laurel.

Un vino con vida por delante y que habrá que recatar, porque prometer, promete.

Manda Huevos 2014. Vino de Parcela Carraminas. 1ª edición.

Manda Huevos

Manda huevos: Vulgarismo originario de la voz latina mandat opus precursora de la expresión manda oebus. En su forma original significa la necesidad obliga.

Uva 100% macabeo de viñas viejas. Prensado suave y utilización sólo del mosto yema (al estilo del champagne) en huevos y toneles de 900 l. Crianza de 10 meses sobre sus lías antes de embotellar.

Cata:

Bonito color amarillo con toques verdosos. Lágirma fina y densa.

Nariz en el que de inicio aparecen notas calizas (tiza) acompañada de aportes cítricos, flores blancas y cierto toque salino.

En boca muestra una buena acidez con un final ligeramente amargoso que no molesta y una retronasal compleja y elagante que lo hace “aditivo”.

Vino en el que sorprende la excelente elaboración de la uva macabeo logrando un vino muy interesante, complejo y muy trabajado.

Manga del Brujo 2013.

Manga del Brujo 2013

Garnacha vieja en un 70% de entre 70 y 100 años situadas en laderas rocosas y arcillosas situadas a 800 m.s.m, Tempranillo en un 10% con 25 años, Syrah en un 15% con más de 10 años, y Mazuelo en un 5% de entre 70 y 100 años. 14,5% vol. Acidez total 5,9 g/l. PH 3,56. D.O. Calatayud. PVP 9,80 €

La Garnacha y la Mazuelo maceraron y fermentaron en depósitos con numerosos pisseages, reposando al final 12 meses en depósitos de cemento. La Syrah no se pisó y fue vinificada con los granos enteros; una parte realizó la fermentación maloláctica en depósito y la otra en barricas de roble francés nuevas y usadas. Por último, la Tempranillo fue prensada y tras una corta maceración, fermentó y reposó en barrica en la que también hizo la fermentación maloláctica.

El coupage definitivo se realiza por cata y una vez conseguido reposa un mínimo de 5 meses en barricas nuevas y éste 2013, 18 meses en botella antes de salir al mercado.

Cata:

Bonito vestido de color picota de capa alta con precioso menisco carmesí. Lágrima fina, lenta y tintada.

Nariz con fruta roja y negra compotada, acompañada de elegantes toques lácteos, cacao y regaliz. Vino que no es muy fragrante en nariz, pero que muestra complejidad olfativa.

En boca muestra buena estructura y acidez muy bien compensada con el alcohol que lo hace fresco aún con esos 14,5% vol. Tanino goloso aunque le falta pulirse en botella para dar todo lo que lleva dentro, que no es poco. ¡Terruño, terroir!

Dos dedos de Frente 2010.

Dos dedos de frente 2010

Uvas 95% Syrah y 5% Viognier de antiguos viñedos situados a 950 m.s.m. 15,5% vol. Acidez total: 6 g/l. PH 3,25. PVPV 20,35 €

Tras la maceración y fermentación alcohólica pasan a barricas de roble francés nuevas y de un vino durante 14 meses. D.O. Calatayud.

Cata:

Color picota con ribete carmesí y capa medio-alta. Limpio y lágrima fina y lenta.

Nariz en la que el aporte mineral marca de inicio las notas olfativas, sobresaliendo los toque de pedernal que dan paso fruta negra compotada, cacao, chocolate, tapenade y tinta china. Complejo aunque tal vez le falte intensidad.

Boca con una muy buena acidez y un buen equilibrio con el alcohol. Tanino goloso, largo, persistente, carnoso y una retro fiel reflejo de la complejidad olfativa ya mencionada.

Es lo que hay 2011.

Es lo que hay 2011

Elaborado con 100% garnacha vieja de viñedos situados entre 1.000 y 1.100 m.s.m sobre suelos de pizarra y cuarcita. Acidez total 6,4. PH 3,45. D.O. Calatayud. PVP 14,90 €

Crianza en barrica con sus propias lías durante 20 meses.

Cata:

Color picota de capa media-alta. Limpio y brillante. Atractivo.

Nariz muy sutil desplegando aromas a fruta negra, regaliz y sutiles toques de eucalipto, notas minerales y lavanda.

En boca tiene buena acidez y se muestra largo, complejo y elegante. Tiene cuerpo y estructura que lo hacen aguantar perferctamente la cata. La retronasal es compleja y devuelve todo el muestario olfativo. Rico, goloso y “adictivo”. Muy buen vino. Disfrutable y a seguir.

Manda Huevos 2014. 1ª Edición Caña Andrea.

Manda Huevos Caña Andrea

99% garnacha vieja de parcela y un 1% de aporte de monastrel y bobal, propio de viñedos viejos en los que las variedades se encuentran mezcladas. Uvas tintas del mismo nombre una plantada en 1908 y otra en 1970

Crianza de 10 meses en huevos de 900 l. antes de embotellar.

Cata:

Picota de capa media y ribete carmesí. Bonito.

Nariz huraña en la que la aireación es imprescindible para que vaya abriéndose y se consigan aflorara esos aromas en los que el aporte de las notas calizas se conjuga con la fruta negra y los cacaos.

Boca con buena acidez, complejo y con una retronasal en el que el aporte mineral predomina sobre las notas de frutas y balsámicos. Con todo tiene muy buenas trazas y espero seguir su evolución.

Espero que hayan disfrutado del post, pero me interesaría más que descubrieran y disfrutaran de los vinos y nos lo contaran. ¡Salud y buen vino!. Están en su blog.

Fotos: Norrel Robertson y autor.

De copa en boca: El Chaparral de Vega Sindoa 2011

En la localidad de Añorbe (Comunidad Foral de Navarra), El Chaparral se identifica con la franja límite de los cultivos del Valle de Nekeas y el bosque autóctono de chaparros (pequeñas encinas). En esta zona se concentran las viñas de garnachas más viejas del lugar con más de 70 años y cuyas parcelas se libraron de ser arrancadas en la década de los años 60 del siglo pasado.

El Chaparral de Vega Sindoa 2011El Chaparral 2011

Elaboración:

Vino  elaborado con uva 100% garnacha de viñedos de entre 70 y 100 años situados a una altitud de entre 500 y 650 msnm.

Cada parcela realiza la fermentacion por separado con una maceración media de 20 días, de los cuales al menos 8 son en frío. Se realiza un ensamblaje final de las parcela seleccionadas que da lugar a que cada año el volumen de botellas sea diferente. Realiza una crianza de 5 meses en barrica de roble francés y tiene 14% vol.

Bodegas Nekeas. DO Navarra.

El Chaparral en copa

Cata:

Bonito color rubí con menisco carmesí. Limpio y brillante con lágrima fina y densa. Atractivo. de capa media. Muy de garnacha.

Aromas de fruta roja con toques de tapenade, apuntes balsámicos de regaliz y minerales. Notas especiadas y sutiles florales acompañadas de un elegante recuerdo mentolado.

Boca con buena acidez muy bien integrada con el alcohol que lo hace fresco y nada pesado. Sedoso y con buena estructura.

Retronasal elegante con notas de fruta , cacao y regaliz. Taninos pulidos, pero manteniendo su toque goloso. Ligero amargor final que no molesta manteniendo  un recorrido medio.

Buen vino elaborado en una de las zonas en las que la uva garnacha es la reina que cuenta además con una muy buena RCP ya que su PVP es de unos 10€. Para disfrutar sin complicaciones.

¡Salud y buen vino! Están en su blog.

Fotos: Bodegas Nekeas y autor.

Roberto Oliván & Tentenublo Wines: en busca del vino perdido.

No tengo el placer de conocer en persona a Roberto Oliván de Tentenublo Wines, aunque sí su voz en las ondas a través de la entrevista realizada por Orlando Lumbreras para el extinto programa Placeres Mundanos de Radio 3 -del que sus fieles esperamos una segunda parte más pronto que tarde- y del que os dejo enlace, puesto que merece la pena que lo escuchéis -antes o después de seguir leyendo- con el fín de  desentrañar algunos de los misterios que encierran los vinos de Tentenublo Wines.

Roberto Oliván

Hombre amante de su pueblo (sólo escuchenlo hablar de Viñaspre, pedanía de Lanciego en La Rioja Alavesa), apegado a su tierra y a sus tradiciones, Roberto Oliván plasma en sus vinos aquello que añora en los vinos riojanos actuales: frescura, sencillez, disfrute de inicio a fin, fruta y trago largo. Quizás muchos de nosotros no estemos acostumbrados a algunos de ellos puesto que nunca probamos los vinos que se elaboraban en La Rioja hace 40 años, y puede que los encontremos toscos, aunque yo sustituiría el término por vinos nacidos de la tierra sin ser disfrazados de nada que los aleje de la autenticidad.

Con 32 años, Roberto se hizo cargo de las viñas de su familia con 16 y ha recorrido un largo camino preparándose, escuchando a los mayores, observando a la naturaleza y trabajando para otros con el fin de tener la seguridad de poder hacer frente a su proyecto personal. Hoy, con escasas añadas propias a sus espaldas, pero con decisiones meditadas a la hora de cuidar sus viñas y elaborar sus vinos, esa idea es toda una realidad.

Foto de F. Maudos

En la actualidad posee 22 parcelas, 7,5 Ha, en las que trabaja huyendo de artificios, “venenos” agrícolas que facilitan la labor, pero masacran la tierra y se centra en realizar una viticultura tradicional con las únicas armas del azufre y el cobre para hacer frente a enfermedades de la viña, y eso ha hecho que haya vuelto el Ardacho a parajes como Las Guillermas o al Abundillano.

Tal vez estemos valorando unos vinos que no son más que el inicio de lo que auguro como una gran proyección en el tiempo (es su tercera añada). Ahora es fácil que algunos de sus vinos no se entiendan, pero la búsqueda de sencillez, no ajena a complejidad, y de acidez marcan en ellos un “∝” para una progresión que realmente nos dará que hablar de Roberto Oliván y Tentenublo Wines.Viña Abundillano3 En estas primeras elaboraciones aún estamos en fase de fijación y no en valde la primera añada 2010 de Las Guillermas cambió su composición inicial pasando  de un tempranillo 100% a un ensamblaje de 60% tempranillo y 40% viúra en la 2011 buscando siempre esa acidez que posibilite una mejor evolución en botella.

En palabras de Roberto Oliván, hay que observar, corregir lo que consideremos que tenemos que cambiar y volver a observar para ver si las correcciones han surtido los efectos deseados.

Tiempo al tiempo y … observen.

 

Los vinos de Roberto Oliván.

Los vinos 26-10-2015 11-38-46

1.- Údico 2014 (D.O. Txakolí de Álava).

Údico 2014 26-10-2015 11-33-38Variedades: 100% Hondabarri Zuri. Edad del viñedo: 10 años.

Suelo de origen aluvial con depósitos marítimos y fluviales a 1,5 m. de profundidad.

Elaboración: Prensado de bajo rendimiento con prensa vertical. Fermentación espontánea en barricas de castaño de 600 l., sin desfangar previamente. Duración de la fermentación: 3 meses de manera ininterrumpida. Sin trabajo de batonage de lías. Embotellado en abril de 2015. Nº de botellas: 1.320.

Cata:

 Llamativo color amarillo con reflejos verdosos. Brillante, untuoso en agitación. Nariz en la que los toques florales, minerales (calizas), cítricos y salinos se acompañan no sutiles notas tostadas. En boca muestra muy buena acidez, graso, elegante recorrido y con un ligero amargor final. Tal vez sea lo que podíamos definir como un Txakolí alejando de los parámetros establecidos en este tipo de vinos. Con todo una muy buena elaboración.

2.- Tentenublo Blanco 2014 (D.O.C. Rioja). Subzona Rioja Alavesa.

Tentenublo Bl 2014Variedades: 60% Malvasía riojana (alarije), 30% Jaen blanca y 10% Viura. Edad del viñedo de 35 a 100 años.

Suelos poco profundos con una roca madre arenisca y con paquetes de margas de baja intensidad superficial (25-50 cm.)

Elaboración: Fermentación espontánea en barricas de 500 l. de roble húngaro y de 300 l. de roble americano durante 5 meses de manera ininterrumpida. Sin trabajo de batonage de lías. Embotellado en abril de 2015. Nº de botellas: 1.866.

Cata:

De color amarillo dorado, brillante. Lágrima fina y densa. Limpio y untuoso en agitación. Nariz con aporte de notas tostadas, florales, cítricas y un acompañamiento de vainillas. De mediana intensidad aromática. En boca muestra buena acidez y entrada grasa con una retro marcada por las notas tostadas y florales acompañadas de sutiles aromas de toffe, si bien queda un poco corto. ¿Descorchado demasiado pronto -acababa de salir al merdado-?. Desde mi punto de vista no hay duda de que merece una segunda oportunidad para comprobar su verdadero potencial.

3.- Xérico 2014 (D.O.C. Rioja).

Variedades: 80% Tempranillo y 20% Viúra. Edad del viñedo de entre 15 y 50 años.

Suelos de margas calizas en laderas de erosión.Xérico 2014 26-10-2015 11-35-09

Elaboración: Fermentación espontánea en tinas abiertas de inox de distintas capacidades (2.000, 1.000 y 500 l.). Bazqueos suaves con los pies. Maloláctica y crianza en barrica de roble francés durante 6 meses. Embotellado en mayo de 2015. Nº de botellas 6.977.

Cata:

Bonito color picota de capa media. Lágrima fina y densa que tinta la copa. En nariz ligeros toques de reducción que dejan paso a aromas de fruta roja, café, balsámicos (regaliz) y cacao. Boca fresa, sencilla y muy agradable. Buena acidez con un toque tánico que no molesta y un tanino ligeramente goloso.

Fue un vino que no se entendió por algunos de los asistentes y que a mí, personalemnte, me pareció distinto, algo recio pero muy disfrutable y que fue de menos a más a lo largo de la cata.

4.- Tentenublo 2013 (D.O.C. Rioja).

Tentenublo T 2013 26-10-2015 11-34-29 26-10-2015 11-34-29Variedades: Tempranillo y otras. Edad del viñedo entre 40 y 100 años.

Clima: Añada de gran influencia atlántica en una zona poco abrigada y expuesta a los rigores del viento del Norte.

Suelos: Situado a 600 m.s.m.  Poco profundos con roca madre arenisca y paquetes de margas de baja intensidad muy superficial (25-50 cm). Suelos de color marrón de ligera tendencia al rojizo con niveles da arena entorno al 40% y alto contenido en óxido ferroso. Superficie de plantación: 0,62 Ha.

Elaboración: Fermentación espontánea en tinas abiertas de inox de distintas capacidades (2.000, 1.000 y 500 l.). Bazqueos suaves con los pies. Maloláctica y crianza en barrica de roble francés durante 10 meses. Embotellado en agosto de 2014. Nº de botellas 8.000.

Cata:

De color picota media-alta. Brillante. Lágrima fina y lenta. Nariz que necesita ser aireada para dejar paso a notas de ftura, cacao, carbón y apuntes minerales. Complejo. En boca mantiene una excelente acidez y muy buena estructura. Es largo en retronasal en la que las notas olfativas se mantienen. Aún le falta pulirse, pero las trazas son muy buenas. Lo dicho, démosle tiempo.

5.- Escondite del Ardacho. Las Guillermas 2013 (D.O.C. Rioja).

El-escondite-del-ardachoVariedades: Tempranillo de 0,4 Ha. y Viúra de 0,22 Ha. Edad del viñedo: 64 años.

Suelos con buena profundiad útil, mayor de 150 cm., con ligera pendiente longitudinal que favorece el drenaje. En zonas puntuales de la parcela el suelo está formado por cantos rodados procedentesw de la erosion de relives superiores (gravas margosas). Situado a 400 m.s.m.

Elaboración:  Despalillado y con fermentación espontánea en recipientes abiertos. Bazuqueos sauves y crianza en barricas de roble francés de segundo año durante 9 meses y sin trasiegos. Embotellado a finales de julio 2014 sin clarificación ni filtración. Nº de botellas: 630.

Cata:

Preciosa vista con un color picota de capa media-alta brillante y llamativo. Lágrima fina y densa. Nariz compleja con aromas a fruta roja, cacaos, apuntes balsámicos y notas minerales. Elegante. Boca marcada por una excelente acidez. Tanino goloso, pelín cálido y con excelente recorrido. Muestra estructura, músculo y al final crea una verdadera adicción. Excelente, aunque estoy seguro que mejorará todavía más con el tiempo. No tengamos prisa.

6.- Escondite del Ardacho. El Abundillano 2013 (D.O.C. Rioja).

Las Guillermas 26-10-2015 11-36-07Variedades: Garnacha, Tempranillo, Malvasía y otras. Superficie de plantación: 0,95 Ha. Edad del viñedo de entre 90 y 105 años.

Suelos de margas y areniscas. Llanos y poco profundos con una roca madre de arenisca y con paquetes de margas de baja intensidad. Situado a 590 m.s.m.

Elaboración: Fermentación espontánea en tinas abiertas de madera de 225 l. con un despalillado parcial del 80%. Bazuqueos suaves y crianza en barricas de segundo vino de roble húngaro durante 9 meses sin trasiego alguno. Embotellado en julio de 2014 sin clarificación y filtración. Nº de botellas: 1.295.

Cata:

Mantiene una impresionante y atractiva capa media-alta. Bonito, oiga. Qué entra por los ojos. Nariz elegante y compleja: fruta roja y negra, sutiles tostados, apuntes balsámicos y notas de laurel. Elgante boca con una excelente acidez, fresco, con un tanino goloso y mantenindo estructura y complejidad. Un vino, como su hermano que promete un excelente recorrido en el tiempo.

Tiempo, siempre tiempo.

Fotos: Roberto Oliván, Fernando Maudos (http://fernandomaudos.blogspot.com.es) y del autor.

Alfredo Maestro: De viticultor autodidacta a “magister of wine”

Hace apenas unos días que conocí personalmente a Alfredo Maestro -¡cómo no, en un evento vinícola gracias a los amigos de www.alavole.com!-, aunque nuestra relación “virtual” lleva existiendo varios años. Lamentablemente no pude hablar mucho con él, pero tal vez en ese corto período de tiempo se refleja una nítida sensación de su personalidad: la honestidad.

Alfredo Maestro (foto www.josepastorselections.com)
Alfredo Maestro (foto www.josepastorselections.com)

Esta honestidad de Alfredo Maestro se constata en sus vinos, sinceros, sin maquillajes, dejando que la naturaleza hable por sí sola y consiguiendo elaboraciones alejadas de los cánones del mercado y de las líneas marcadas por la “doctrina”. Lo tiene claro y fija su personalidad en las castas, en las variedades de uva con las que los elabora y en un terruño libre y limpio de “aditivos”. En la viña el viticultor no marca las línas a seguir, es él el que debe de continuar el camino marcado por la naturaleza.

Majuelos en Ribera del Duero (foto www.josepastorselecions.com)
Majuelos en Ribera del Duero (foto www.josepastorselecions.com)

Cuando debatimos sobre cuáles serían los vinos que se deberían de elaborar siempre llegamos a la conclusión que han de ser frescos, disfrutables, directos, con personalidad, dejando hablar a la viña y no sientiéndose amordazados por el “azote” de la madera o por el “disfraz” de las levaduras artificiales, y creo que Alfredo Maestro ha conseguido, al menos para el que escribe, esas sensaciones de naturalidad.

Como bien dicen los Evangelios, “por sus obras los conoceréis”, y no cabe duda que las elaboraciones de Alfredo Maestro llevan su firma y una forma de tratar la viña y de elaborar sus vinos que los hacen diferentes, siendo un claro discípulo de lo que hoy se ha venido en llamar como la corriente de los “vinos naturales”, entre los que se encontrarían entre otros  Friederich Schatz, Beatriz Herranz Sanz, Pablo López Betancort, David Sampedro, Goyo García Viadero, Fernando Maíllo y Alberto Martín Vaz, … y que tan bien ha reflejado Joan Gómez Pallarés en su libro “Vinos Naturales de España” -les recomiendo su lectura y que le sigan su blog De Vinis-.

¿Cuál es el mayor riesgo y el gran desfío al que se enfrentan sus vinos? La longevidad. Sus vinos al no estar protegidos ni estabilizados con aporte externo de anhídrido sulfuroso se enfrentan al peligro de la evolución sólo con la defensa del SO² que la fermentación libera por su propio proceso químico y eso tiene sus riesgos a la hora de su evolución en botella, aunque habrá que ver y esperar cómo responden en el tiempo.

¡Qué ustedes disfruten!

Los vinos:

1.- Lovamor 2014

Lovamor 2014

La primera vez que vi el vino, no se por qué, me recordó la película de Casablanca con la cándida Indgrid Berman -caperucita- y el vividor de Humbhrey Bogard -el lobo-. Jueguen ustedes con las palabras love-lobo-amor, disfruten con el vino y dejen que Sam toque otra vez la canción de los amantes en París.

Variedad: 100% Albillo. Viña y suelo: Distintos majuelos plantados desde 1891 a 1910 sobre suelo calizos y arcillosos principalmente, cultivadas entre 770 y 1000 metros de altitud bajo las premisas de la agricultura orgánica.

Elaboración y crianza: fermentación con levaduras autóctonas en depósitos de acero inoxidable.

PVP: sobre 10 € – 11 €

La cata:

Amarillo dorado con ligera turbidez. Lágrima fina y densa. Aromas de manzana asada, frutos secos, toques minerales, sutiles notas de holeljos y levaduras, toques de miel, de membrillo y de escondidos mentolasdos. En boca tiene muy buena acidez, siendo un vino fresco, ligero, distinto. O lo amas o lo odias. Yo soy de los primeros, pero no deja a nadie indiferente y eso, para mi, lo hace grande.

2.- El Rey del Glam 2014

El Rey del Glam 2014

Algunos se preguntarán de dónde viene el nombre de este vino y les doy algunas pistas por si quieren investigar: Glam_rock, T. Rex, movida madrileña, Alsaka y Dinarama, … y si no mejor, escuchen la canción y déjense llevar. Lo de hacerlo con “zapatos de tacón de aguja, los labios pintados dos kilos de rimel muy negro” o “esmalte de uñas negro, leopardo y cuero” es cosa suya.

Variedad: 100% garnacha. La uva proviene un 50% de viñedos en Navarredondilla (Ávila) y el otro 50% de viñedos en Peñafiel (Valladolid), se mezclan suelos de roca granítica con suelos franco arenosos, arcillosos y calizos. Las altitudes oscilan entre los 1.152 metros de la Sierra de Gredos y los 700-920 de las diferentes zonas de Peñafiel.

Elaboración: Vendimiado la primera semana de octubre de 2014 de forma manual; todos los racimos fueron encubados enteros sin estrujar ni despalillar. Vinificado en depósito de acero inoxidable de 1.000 litros con las propias levaduras autóctonas de los diferentes viñedos de ese año en concreto, no se realizó corrección ni aportación alguna al mosto. Desfangado e inicio de la fermentación maloláctica también en depósito de acero inoxidable para a continuación sacar el vino al exterior y aprovechando los rigores del invierno clarificar y estabilizar de forma natural el vino.

PVP: sobre 10€ – 11€

La cata:

Precioso color picota con menisco cardenalicio de lágrima fina y aspecto brillante. Nariz con un claro protagonista: la fruta, presente a través de las notas de fresa, que se ve acompañada de unas notas florales y sutiles verdores que no molestan. En boca tiene muy buena acidez, es fresco, rico, muy agradable y un pelín secante debido al tanino de la fruta.

3.- El Marciano 2014

El Marciano 2014

Yo creo que Alfredo Maestro no ha visto nunca marcianos, pero estoy seguro que a ellos las parcelas repletas de batolitos graníticos de dónde nace este vino les recordarían a su planeta -aunque yo creo que por las características del terreno me iría más a Vulcano del sr. Spock que al planeta rojo- y  están dispuestos a abducirlo y llevárselo a “su caaaaasa” para disfrutar de este vino “intergaláctico”.

Variedad: 100% garnacha. Todos los viñedos esta situados en Navarredondilla (Ávila) con una altura media de 1.152 metros, en ladera con orientación sur, edad media de 70 años, suelo compuesto por arenas de granito y roca madre granítica a escasos centímetros de la superficie.

Elaboración: Vendimiado la primera semana de octubre de 2014 de forma manual. Todos los racimos fueron despalillados sin estrujar. Vinificado en depósito de acero inoxidable de 2.000 litros por parcelas con remontados diarios, maceración de 23 días. Desfangado e inicio de la fermentación maloláctica también en depósito de acero inoxidable.

PVP: sobre 10€ – 11€

La cata:

Precioso color picota de capa alta. Limpio. Nariz frutal, flores de lavanada, toques minerales, aportes balsámicos y sutiles notas de frambuesa y guindas en licor, naranja sanguina. Boca con buena acidez, tánica y pelín secante que estoy seguro pulirá con algo más de botella. Retro de buen recorrido, marcada por las notas olfativas. Excelente. Un vino para disfrutar.

4.- Almate 2014

Almate 2014

 Variedad: 100% tempranillo. En esta cosecha 2014 la uva proviene de varias zonas principalmente de viñedos de Peñafiel y de Valtiendas (Segovia).

Elaboración: Vendimiado la primera semana de octubre de 2014 de forma manual; despalillado y estrujado inmediatamente después de su recolección. Vinificado en depósito de acero inoxidable de 1.000 litros por parcelas con remontados diarios, maceración de 12-15 días. Desfangado e inicio de la fermentación maloláctica también en depósito de acero inoxidable durante 30 días aproximadamente para a continuación realizar los trasiegos oportunos para que el vino pase a descansar en barrica de roble francés azuelado.

PVP: sobre 7 €

La cata:

Color picota de capa media-alta. Lágrima fina y ligeramente tintada. Antes de nada, necesita aireación para que pueda desplegar notas frutales y florales acompañadas de un aporte balsámico y sutiles verdores, aunque de corta intensidad. En boca se muestra mejor que en nariz con correcta acidez y retro marcada por las notas de fruta, de verdor y un amargor final aportado por notas de regaliz y chocholate.

5.- Almate garnacha 2013

Almate Garnacha

Variedad: 100% Garnacha. Viña y suelo: Viñedos situados en Peñafiel plantados en vaso entre 1894 y 1910  sobre suelos calizos principalmente a una altitud media de 900 m.

Elaboración y Crianza: Fermentación en inox con levaduras autóctonas y crianza en barricas de roble francés azuelado y no tostado durante 12 meses.

PVP: sobre 27 €

La cata:

Bonito color picota de capa media y ribete carmesí. Lágrima fina y densa que tiñe la copa. Nariz con predominio de las notas de frutos rojos, toques mentolados, sutiles lácteos y toques de cacao. Boca con buena acidez. Tanino goloso y sensaciones de cierta rugosidad. Se muestra fresco, con cuerpo y estructura. Largo en sensaciones retronasales en las que las notas de fruta y el toque láceo vuelve a marcar. Muy disfrutable.

6.- 46 Cepas 2014

46 cepas 2014

Variedad: 100 % merlot. Viñedo situado en Bocos de Duero (Valladolid) a orillas del río Duero con suelo franco arenoso con cantos rodados y poca retención hídrica y de nutrientes. Altitud 775 m.

Elaboración: Vinificado en depósito de acero inox con las propias levaduras autóctonas. Maceración de 12-15 días. Maloláctica durante 20-30 días.

PVP: sobre 9 €

La cata:

Precioso color picota con dejes amoratados en el ribete. Lágrima fina. Limpio y brillante. Cerrado de inicio en nariz por lo que necesita aireación que permita aflorar sus aromas aunque aparecen toques dulzones,  notas de pirazina y aceite de nuez que no presagian nada bueno. En boca se muestra secante, plano y con un toque de verdor al final. Lástima.

 

7.- Viña Almate La Guindalera 2012

La Guindalera 2012

Variedad: 100% Tinto fino. Todas las cepas se plantaron en espaldera en el año 1999, su formación es doble cordón Royat. Viñedo: De nombre LA GUINDALERA, está situada en Bocos de Duero (Valladolid) a una altitud de 756 metros.

Crianza: 12 meses en barrica de 500 l. de roble francés azuelado y no tostado.

PVP: sobre 27 €

La cata:

Bonita capa cereza picota con menisco carmesí y lágrima tintada. Aromas de fruta compotada, balsámicos, aportes minerales, cacao y tinta china. Complejo. Boca con buena acidez y entrada elegante con un tanino un poco secante, pero que no molesta. Fresco, largo, envolvente y con buen recorrido. Excelente.

8.- Viña Almate La Olmera 2012

La Olmera

Variedad: 100% tinto fino de cepas plantadas en 1986 en el viñedo de nombre La Olmera, situado en Bocos de Duero (Valladolid).

Elaboración: Se vinifició en depósito de acero inox de 1.000 l. con bazuqueos diarios. Maceración durante 15 días y maceración maloláctica en barrica de roble francés durante 20-30 días. Crianza de 12 meses en barrica de roble francés azuelado y no tostado.

PVP: sobre 27 €

La cata:

Bonito color picota de capa media-alta. Nariz con toque de volátil y sutiles notas de brett conjugadas con fruta roja, café y notas de fósforo. Boca con buena acidez, fresca, con un tanino con nervio y un buen recorrido manteniendo una correcta intensidad.

9.- Viña Almate La Asperilla 2013

La Asperilla 2013

Variedad: 80% Tinto Fino (Tempranillo) trabajado en ecológico y 20% otras (Albillo, Moscatel, Palomino…), del viñedo llamado LA ASPERILLA,  situado en Peñafiel (Valladolid) a una altitud de 750 metros y orientación Este. Plantado en 1932.

Elaboración: Se vinificó en depósito de acero inoxidable con bazuqueos diarios con las propias levaduras autóctonas del viñedo de ese año en concreto, no se realizó corrección ni aportación alguna, maceración de 15 días. Desfangado e inicio de la fermentación maloláctica en barrica francesa durante 20-30 días aproximadamente, a continuación se realizan los trasiegos oportunos para que el vino pase a descansar durante 12 meses en un tonel de 2.000 litros de castaño.

PVP: sobre 29 €

La cata:

Picota de capa media-alta con lágrima fina. Nariz que precisa aireación y que tras ella nos despliega aromas a fruta roja, toques de vainilla muy sutiles junto con un aporte lácteo elegante. Café, toques especiados y sutiles notas de brett que no molestan acompañadas por elegantes pinceladas de jazmín. Buena acidez en boca con un tanino aún secante y con un mediano recorrido.

Bodega Hermanos Peciña o el clasicismo riojano bien entendido

Peciña

Esta mañana, hablando con dos buenos amigos y enochalados de “pro”, comentábamos que afortunadamente estamos en un momento excelente en  España habida cuenta de la cantidad de gente jóven -y no tanto- que están aportando con sus elaboaraciones un aire nuevo a este mundo tan complicado -y de momento estancado en apenas 16 l. por cabeza y año- como es el del vino.

Peciña

Con todo, y siempre que tocamos el tema, me gustar echar la vista atrás en busca de aquello que definimos como clásico, y si esto es un blog de vinos mi mirada acaba casi siempre -para bien o para mal- en La Rioja al tratar de elaboraciones “tranquilas”.

Bodegas Hermanos Peciña, asentada en San Vicente de la Sonsierra desde 1992, cuenta con 50 ha. de viñedo propio y empezó elaborando vinos de cosechero, dando su paso a la elaboración de vinos con crianza en 1997  con la construcción de una nueva bodega que cuenta con  instalaciones para una capacidad de elaboración de 1.000.000 kilos de uva, 4.500 barricas de roble americano perfectamente acondicionadas en tres naves subterráneas y dos naves de envejecimiento con capacidad para 500.000 botellas.

Peciña

El viñedo, situado en las estribaciones de la Sierra Cantabria a una altura media de 500 metros, es mayoritariamente de tempranillo, aunque cuenta también con parcelas de garnacha tinta y cepas aisladas muy viejas de graciano. En blanco, la casta mayoritaria es la viúra. Las parcelas, a menos de 10 km. de la bodega, tienen nombres tan apegados al terreno como: Salinillas, El Codo, La Liende, La Veguilla, La Peña, La Tejera, el Llano o Valseca.

Y una vez hechas las presentaciones, creo que corresponde pasar a comentar sus vinos.

Los vinos.

1.- Señorío de Peciña 2013

Elaborado con la uva viúra. 12,5 % vol. PVP: 7 €

La cata:

Amarillo pajizo con tonos acerados. Limpio y brillante.

Nariz con predominio de las notas de fruta blanca y la flor de acacia junto con apuntes cítricos. Agradable y fresca.

En boca se muestra fresco y con una buena acidez que incluso te hace salivar. Retronasal con notas de fruta, flores y cítricos. Rico y disfrutable. Recorrido de mediana intensidad y con un final ligeramente amargoso que te pide más. Sencillo y correcto.

2.- Chobeo de Peciña 2011

Peciña

Variedad 100% viúra. 12,5 % vol. Fermentación alcohólica con battonages diarios durante un mes en barricas nuevas de roble americano. Fermentación maloláctica, y tras un trasiego,  realiza la crianza de 2 meses  en la misma barrica. PVP: 10 €

La cata:

De color amarillo con reflejos alimonados. Limpio y brillante. Untuoso en agitación. Bonito.

En nariz las notas de crianza dejan en un segundo plano el aporte frutal del que destacan la notas de fruta blanca y sutiles anisados. Ligeras notas ahumadas y cítricas con toques lácteos.

En boca muestra buena acidez, untuosidad y volumen con una retronasal marcada por las notas de crianza (mantequilla y tostados). Final de mediana intensidad.

Vino si defectos pero tal vez se echa en falta más frutosidad.

3.- Señorío de Peciña 2010

Elaborado con las uvas tempranillo (95%), graciano (3%) y garnacha (2%). PVP: 10,45 € (IVA incluido)

Crianza de 24 meses en barrica de roble americano envinadas previamente. Cada 6 meses se ha realizado un trasiego para evitar de forma natural los posos y filtrados. Descansó en botella 18 meses.

La cata:

De atractivo color picota de capa media y menisco rubí con reflejos azulados.

Nariz en la que destacan las notas de frutos negros y rojos en buena armonía con los aromas de la vainilla, los sutiles tostados y los apuntes balsámicos (regliz). Notas de tabaco y ahumados que acaban dando complejidad al conjunto olfativo.

En boca muestra un buen ataque y acidez. Taninos golosos y presentes, pero sin ser agresivos. Elegante y fresco.

Retronasal de buena intensidad marcada por el aporte frutal y la crianza. Sedoso y muy agradable de beber.

 

4.- Señorío de Peciña VS 2006

Peciña

95% Tempranillo – 3% Graciano – 2% Garnacha. 13,6% vol. PVP: 21,40 € (IVA incluido)

Ha permanecido 3 años en barrica de roble americano, periodo en el cual se han realizado 6 trasiegas mediante el método tradicional por gravedad y decantación llamado de “barrica a barrica”, obteniendo así una sedimentación de posos de forma natural, y evitando de esta forma clarificaciones y filtrados. Después de su estancia en barrica, ha permanecido un mínimo de 18 meses en botella.

La cata:

Preci0so color rubí de capa media-baja con un ribete atejado. Limpio y con una lágrima fina y viva.

Aromas de buen buquet aunque sigue mostrando cierto aporte frutal, pero dejando paso al aporte de notas de hojarasca, cuero y sutiles vainillas. Sutiles aromas de caja de puros y carne.  Elegante.

En boca tiene un excelente ataque. Fresco, largo y con un tanino dulce. Mantiene una viva acidez que le pronostican vida por delante. De trago largo y con un alcohol muy bien integrado que lo hacen redondo y de pleno disfrute.

 

5.- Señorío de Peciña Reserva 2007

Peciña

95% Tempranillo – 5% Graciano y Garnacha. 13,6%  vol. PVP: 12,90 € (IVA incluido)

Permanece 36 meses en barricas de roble americano de una edad media de 4-5 años, recibiendo 6 trasiegas por el método tradicional de gravedad y decantación, y posteriormente descansa en botella un mínimo 18 meses.

La cata:

Bonita capa clásica de un reserva riojano: rubí con intensidad media-baja y menisco atejado. Lágrima viva y fina.

En nariz necesita un poco de aireación, pero desde el inicio se atisban buenos aromas de buquet. Notas de guindas en licor, toques de cuero y tabaco junto con sutles aportes minerales y de la crianza en barrica que le aportan estructura y complejidad.

Boca elegante mostrándose largo en intensidad y con un tanino goloso y fresco. Retronasal con predomino de las notas de buquet y los aromas terciarios. Buena acidez. Elegante y seductor. Muy disfrutable y de trago largo.

 

6.- Chobeo de Peciña 2007

Peciña

100% tempranillo. 13,50 %vol. PVP: 23 €

Fermentación alcohólica que dura aproximadamente 15 días, con una maceración posterior de unos 20 días. Seguidamente, el vino se introduce en barricas nuevas de roble americano durante 9 meses, donde cada tres meses se realiza una trasiega manual por el método tradicional de gravedad y decantación.

La cata:

Picota de capa media con menisco ligeramente rubí. Limpio y con lágrima fina y densa.

Aromas con predominio de las notas de fruta negra y balsámicos (regliz) junto con aporte de notas mentoladas. Sutiles tostados y vainillas, toques especiados y ligeras notas de almizcle.

Buena acidez en boca. Se muestra equilibrado, sedoso y con un tanino goloso. De buena intensidad y recorrido con una retronasal en el que el predominio de la fruta negra y las notas balsámicas sobresalen. Rico y para dejar un par de años más en botella si el ansia se lo permite.

Conclusiones:

Como bien digo en el título del post las elaboraciones de esta bodega, aún con el toque de, vamos a llamarle,  “autor”  en cuanto a su gama Chobeo, no dejan de reflejar una forma clásica de elaboración del vino riojano que muchas veces acabamos de echar en falta entre tanto vino bajo el influjo de modas, gurús o concursos con cierta influencia. Vin0s con una buena relación calidad/precio tanto en los blancos como en los tintos, con un tratamiento correcto  de la madera con el fin de no quitar protagonismo a la fruta,  de trago largo y muy disfrutables.

He de reconocer que no tenía el gusto de conocer ni la bodega ni sus vinos, pero una vez catados me han parecido un buen descubrimiento que les recomiendo, aunque, como bien saben, en este blog cuentan con plena libertad de elección, faltaría más.

Espero que hayan disfrutado y si tienen comentarios que los aporten con toda confianza puesto que no hace falta que les diga… que están en su blog.

Cata de pequeños productores catalanes (II)

No es plan de dejaros en espera con esta cata de pequeños productores catalanes y de ahí el tener lista esta segunda parte en tan breve plazo, porque lo que nos queda es tan interesante como lo comentado en la primera parte, amén de establecer las Conclusiones de esta apasionante cata.

Celler Ferrer Bobet
Celler Ferrer Bobet

Ferrer Bobet

Este proyecto nace de la pasión por el mundo del vino de Sergi Ferrer-Salat y de Raül Bobet en el que parten de una finca de 60 ha. dentro del Priorat de la que sólo hay plantadas 22 ha. de viña sobre suelos compuestos casi en exclusiva por licorella (pizarra). Distintas orientaciones, distintos microclimas para que las viñas centenarias de Garnacha y Cariñena sean las escogidas para elaborar los vinos complejos y personales de esta bodega, sin olvidar las plantaciones de Syrah, Cabernet Sauvignon y Viognier que darán sus frutos en los próximos años dentro de una estricta agricultura orgánica.

Viñas y suelos de licorella
Viñas y suelos de licorella

La elaboración de los vinos se realiza con selección manual grano a grano, con fermentaciones en pequeñas tinas de 15 hl. y 30 hl. y vinificaciones independientes por viñedo.

La crianza se lleva a cabo en barricas de roble francés de grano fino y los vinos se embotellan sin filtrar ni clarificar.

4.- Ferrer Bobet Vinyes Velles 2011.

Ferrer Bobet VV 2011

Elaborado con las mejores uvas de Cariñena y Garnacha Tinta de viñas centenarias. Fermentación en depósitos de madera y de acero inoxidable de 15 hl. y 30 hl. Crianza en barricas de roble francés de grano fino y tostado ligero, durante 15 meses.

Cata:

Picota de capa alta y menisco carmesí. Precioso en vista. Llamativo. Lágrima fina y densa.

Nariz compleja, directa, sin rodeos: pizarra, fruta negra, balsámicos (regaliz negro) y mentolados. Limpia y sin defectos. Agradable y que te hace salivar, preparándote para la entrada en boca en la que muestra una buena acidez, frescura y buen ataque. Es goloso, largo, envolvente, conjuntado y redondo. No hay que esperar. Es disfrutable desde su servicio y mejora a lo largo de la cata.

Viñas de Sucés Vinícola
Viñas de Sucés Vinícola

Sucés Vinícola

Quizá sea la apuesta más joven de todos los vinos catados. No en balde Albert Canela y Mariona Vendrell crean en el 2011 Sucés Vinícola dentro de la iniciativa del Viver de Celleristes, situado en Barberà de la Conca, y son, con su veintena de años, una clara apuesta de futuro, aunque en gran parte hecha ya realidad elaborando en la actualidad dos tipos de vinos, ambos 100% trepat, El Mentider y La cuca de llum.

Viñas de trepat
Viñas de trepat

5.- Sucés El Mentider 2011.

Realizado dentro de la DO. Conca de Barberà está elaborado con la uva Trepat en un 100% procedente de viñedos centenarios de tres pequeñas fincas que no alcanzan a 1,2 ha. y con una crianza de 9 meses en barrica de roble francés. Elaboran un total de 1.800 botellas de este vino.

Sucés El Mentider 201
Sucés El Mentider 2011

Como curiosidad el nombre, El Mentider –El Mentiroso– quiere representar todo lo que no se ha obtenido hasta hoy de la uva trepat, pero pasemos a la cata y lo entenderán mejor.

Cata:

Llamativa picota de capa media-alta y menisco ligeramente rubí. Murmullos en la sala. ¿Trepat?

Nariz en la que las sensaciones de fruta negra, sutiles vainillas, notas balsámicas y mentoladas, y apuntes de chocolate y regaliz, hacen que los murmullos vayan “in crescendo”. ¿Trepat?

Boca en la que un buen ataque y una excelente acidez hacen que el vino se muestre goloso, redondo, largo, con cuerpo y estructura. ¡Con “chicha”!. Las impresiones de unos y otros se cruzan en la sala. ¿Trepat?.

Viñas nevadas de Castell d'Encus
Viñas nevadas de Castell d’Encus

Castell d’Encus

Si hay que describir Castell d’Encus tal vez haya que empezar por destacar su singularidad en varios aspectos:

  1. Estamos hablando de una viña que se encuentra entre los 800 y los 1.000 metros de altitud.
  2. Las fermentaciones se realizan en tres tipos distintos de materiales: tinas de madera y de acero inoxidable y lagares de piedra naturales
  3. La utilización de los lagares excavados en la roca por los monjes en el s. XII
Lagar en roca
Lagar en roca

Con estos patrones y sumando que en sus 23 ha. enmarcadas dentro de Costers del Segre se han plantado variedades como Cabernet Sauvignon, Cabernet Franc, Merlot, Pinot Noir, Syrah, Petit Verdot, Sauvignon Blanc, Riesling, Semillon y Albarniño sobre suelos pobres de naturalez franco-calcárea, no hace sino incrementar nuestra “ansia viva” por catar uno de sus vinos: Acusp 2012.

Viñas
Viñas

Pero antes de pasar a la cata del vino les recomiendo que vean este enlace en la que podrán disfrutar de forma gráfica del trabajo en Castell d’Encus.

Acusp 2012.

Elaborado en su totalidad con la casta Pinot Noir plantada a 1.000 m. de altitud. El vino macera en tres depósitos diferentes, tal y como hemos comentado anteriormente y realiza una crianza en barricas de roble francés durante 11 meses. Elaboración de 1.500 botellas. DO. Costers del Segre.

Acusp 2012
Acusp 2012

Cata:

Picota de capa media. Limpio y brillante. Atractivo y vivo.

Nariz con predominio de la fruta roja, apuntes de pétalos de rosa, florales, notas minerales y sutiles aromas a naranja sanguina.

En boca muestra buena acidez. Elegante y con buen ataque. Largo. Taninos aún secantes, pero con buena estructura. Sedoso. Retrogusto en el que las notas frutales y minerales vuelven a estar presente junto con el aporte floral.

Los vinos
Los vinos

Conclusiones:

Excelente cata, no se puede decir de otra forma en la que nos hemos encontrado ante vinos que muestran una clara personalidad y apuestan por el terruño y la casta.

Prácticamente todos los vinos evolucionaron en la cata, salvo Turó de les Abelles, que aunque tuvo una curva más corta de recorrido que el resto, mantuvo un excelente nivel.

Rita 2012, que en inicio tuvo un comportamiento un tanto desconcertante, fue conjuntándose y terminando complejo y elegante, manteniendo tanto intensidad aromática como estructura. Elegante vino que habrá que seguir, pero no en la distancia.

Los corchos
Los corchos

El más directo desde principio a fin, sin duda, Ferrer Bobet VV 2011. Mantuvo sus parámetros a lo largo de la cata. Excelente en inicio y se mantuvo así hasta el final, dos horas y media después. Abrir, servir y disfrutar.

Teixar 2011 con inicios algo huraños fue desplegando su potencial. En este caso, el que espera, no desespera sino todo lo contario. No lo dejaría más de 4 años guardado, pero en medio año creo que estará pletórico.

Mentider 2011 fue el desconcierto, no de forma peyorativa, sino todo lo contrario. Jugó con nosotros a “verdad o mentira” ya que no es un trepat al uso y por eso nos sorprendió. A seguir a estos “chicos” porque estoy seguro que tendrán mucho que decir y a nosotros nos harán más que disfrutar con sus próximas elaboraciones.

En copas
En copas

Por último Acusp 2012 marca otra forma de hacer el vino teniendo en cuenta la situación de la bodega, la casta y la elaboración “atípica” que lo hacen distinto y a la vez disfrutable, con recorrido en el tiempo y si ahora está sedoso con un poco más de tiempo en botella estará realmente elegante.

Y como con pan y vino se anda el camino, nuestros amigos del Gastrobar Lilicook nos elaboraron una serie de viandas que acompañaron a los vinos que disfrutamos.

Carpaccio de bola ibérica
Carpaccio de bola ibérica
Foie sobre hojaldre y salsa de mandarina
Foie sobre hojaldre y salsa de mandarina

Como siempre sientanse como en su casa. Descorchen lo que quieran. Ya saben que están en su blog.

¡Salud y buen vino!.

__________________________

Las etiquetas de los vinos son de www.decantalo.com y www.vino-vi.com